Juneau


 

La capital de Alaska es Juneau. Curiosamente, sólo se puede llegar a esta población en avión y en barco, pues está situada en el archipiélago Alexander y rodeada de glaciares y montañas.
 
Fundada en 1881 durante la fiebre del oro, debe su nombre al minero Joseph Juneau.
 
Desde la capital alaskeña podemos visitar varios lugares de gran belleza, como los glaciares del fiordo de Tracy, el glaciar de Mendenhall o el Parque Nacional de Glacier Bay,
 
Pero si queremos conocer a fondo esta cosmopolita ciudad de Alaska, tendremos la posibilidad de visitar algunos de sus museos, como el Museo Estatal de Alaska, donde miles de piezas nos explicarán la historia de la región, o la Iglesia Ortodoxa Rusa de San Nicolás.
En el centro de la ciudad podremos ver los edificios históricos de la época de la fiebre del oro.
 
Son conocidas también las calles South Franklin y Front, antiguamente repletas de bares y burdeles y hoy en día llenas de galerías de arte y tiendas de souvenirs donde encontraremos artesanía local que llevarnos de vuelta a casa.